jueves, 2 de julio de 2009

SUR COREANAS, VESTIMENTAS DE CHICAS DE COREA

Sur Coreanas




Fotos de Sur Coreanas, Las vestimentas mas exoticas de las chicas Coreanas. Estas Guapas Corenas exiben su vestimentas y costumbres coreanas.
"Andaluces por el mundo" se adentra esta semana en Seúl , la capital de Corea del Sur. La ciudad, famosa por haber sido sede de los juegos olímpicos de 1988, es hoy una de las ciudades más importantes de Asia, con 21 millones de habitantes.
Seúl se ha visto sometida con el paso de la historia a continuas guerras que han obligado a los surcoreanos a reconstruir la ciudad una y otra vez. Es por ello que los rascacielos, templos budistas y palacios de antiguos reyes, la convierten en un lugar lleno de contrastes que mira de frente a la modernidad.
María Puy salió de Granada para cursar una beca en Liverpool, la experiencia resultó tan positiva que se marchó a Escocia a vivir otro reto; de ahí a Carolina del Norte y actualmente vive su aventura desde hace ocho meses en Seúl, la capital surcoreana. Totalmente integrada, acaba de firmar un contrato para dos años como profesora de español.
Juan Palomares vive en Chun Cheon, una pequeña ciudad a una hora de camino de Seúl. Casado con Nikey, una joven coreana, compagina con éxito la cultura andaluza y la de su mujer. Tras la boda, decidieron vivir en Málaga, pero un buen día Juan le propuso a su chica vivir en Corea para impregnarse de sus costumbres.
Y en Chun Cheon también vive Ana Belén Barea , una monja originaria del pueblo granadino de los Ogíjares, que desde hace diez años trabaja con los más necesitados. A pesar de echar de menos su pueblo natal, afirma estar pasando en la ciudad coreana uno de los momentos más gratos de su vida.
Pablo Gómez trabaja becado en el Instituto Español de Comercio Exterior, beca que cuenta con un duración de 15 meses. Con él visitamos la Yonsei, una de las universidades más importantes de Corea del Sur, donde cada día va a tomar clases de coreano, un idioma que, cada vez, se le da mejor.
Juan José Aragüez dejó su vida estable de administrativo en Málaga para marcharse a Seúl a vivir toda una aventura. Tras varios años trabajando en el Instituto Andaluz de Salud, decidió dejarlo todo. Enamorado de la ciudad y de una joven coreana, ejerce su nueva profesión, cocinero en un restaurante español.